domingo, 22 de julio de 2007

Mudanza

Este mes está marcado por la mudanza. Después de seis años en este piso, vamos a vivir a una casa que hemos comprado muy cerca de aquí. Perderemos la preciosa vista de la iglesia de Santa María, el más simbólico edificio de Medina de Rioseco. Recuerdo que, cuando nos lo enseñaron, entré al salón, abrí la ventana y decidí alquilarlo. Nos han pasado muchas cosas entre estas paredes. Mejores y peores, como es costumbre en la vida. Y una, verdaderamente excepcional: el nacimiento de Pablo. Echaremos de menos este sitio, pero todo se compensa con la ilusión de la nueva casa: el escenario de nuestro futuro.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

ME SORPRENDE NO HABER ENCONTRADO NINGÚN COMENTARIO SOBRE LA FIGURA DE JESUS DE POLANCO, PERSONAJE CLAVE EN NUESTRA HISTORIA RECIENTE Y POR EL QUE COMPARTIMOS COMÚN RESPETO Y SIMPATÍA.

SUPONGO QUE ANTE EL TORRENTE DE ARTÍCULOS Y COMENTARIOS QUE HAN APARECIDO EN EL PAÍS Y OTROS MEDIOS POCO MÁS PODEMOS AÑADIR. UNICAMENTE QUIERO MOSTRAR MI OPINIÓN SOBRE LA SUERTE QUE HA TENIDO ESPAÑA DE CONTAR CON ALGUIÉN CON EL COMPROMISO Y LA LEALTAD DE JESÚS DE POLANCO PARA QUE ESTE PAÍS FUERA DISTINTO.

MIS MEJORES DESEOS PARA LA RECIÉN ESTRENADA CASA. UN ABRAZO PARA LOS 3

Vicky dijo...

Se que no viene a cuento pero han detenido al "solitario", ese hombre que atracaba bancos, se parecia a ti y por el que te cortaste el pelo. Lo he leido en el periodico y me ha parecido gracioso comentarlo.
Un saludo

Vicky

Diego Fernández Magdaleno dijo...

Anónimo: lo cierto es que ha habido un enorme despliegue en todos los medios de comunicación, tanto en papel como digitales. Y es verdad que otras personas también han echado de menos un comentario sobre Jesús de Polanco.
Gracias y un saludo,
Diego

Diego Fernández Magdaleno dijo...

Querida Vicky: por fin le han detenido. Espero que dejen de mirarme los empleados de los bancos con los ojos llorosos y las manos temblorosas.
Ha quedado claro: no soy "El solitario"...
Vicky, gracias por escribir.
Un beso muy grande,
Diego

Henry Gondorff dijo...

Hola Diego
he llegado a tu blog a través de Martanauta. El caso es que mi familia es de un pueblo muy cercano a Medina de Rioseco, Tordehumos. Curiosa coincidencia.
Un abrazo

Diego Fernández Magdaleno dijo...

Querido Henry: en Tordehumos tengo algunos amigos. Si vienes por aquí, no dudes en avisarme.
Un abrazo,
Diego

Anónimo dijo...

Al comunicante que manifiesta luto por la muerte de Polanco le sugiero que lea el libro "El negocio de la libertad", de Jesús Cacho. Y que después lo comente aquí.