jueves, 21 de marzo de 2019

Homenaje a Pedro Aizpurua



El pasado viernes hice un concierto-homenaje a Pedro Aizpurua en el Teatro Zorrilla de Valladolid. Uno de los más emocionantes de mi vida.

 La fotografía que puede verse detrás, con Pedro Aizpurua y Jesús Capa, corresponde al estreno del Homenaje musical al silencio, que tuvo lugar el mismo día, veinte años antes.

Momentos previos al concierto

Con Arantza Aizpurua



 Con Inmaculada Toledano

El Norte de Castilla, 18 de marzo de 2019


Obras de Pedro AIZPURUA, Joaquín DÍAZ, Josef DICHLER, Francisco GARCÍA ÁLVAREZ, Vicente GOICOECHEA, Jesús GURIDI, György KURTÁG, Jesús LEGIDO, Miguel MANZANO, Olivier MESSIAEN, Alejandro ONRUBIA, José Ignacio PRIETO y Wolfgang RIHM.

martes, 5 de marzo de 2019

La silla vacía


El pasado viernes fui invitado al ciclo "La silla vacía", que se celebra en la Casa de Zorrilla. Conversé con Julio Martínez sobre Miguel Frechilla, mi querido maestro y amigo. Fue muy emocionante para mí.




 1994. Miguel Frechilla en Moscú

sábado, 2 de marzo de 2019

En memoria de Joaquín Vidaechea

Ha fallecido Joaquín Vidaechea. Fue alumno de Ruiz-Casaux, Cassadó y Casals, a quienes admiraba y quería profundamente. Durante un tiempo tuve con él una gran relación y le agradezco mucho todo lo que aprendí a su lado. 
Le recordaré siempre con cariño.









miércoles, 20 de febrero de 2019

Concierto en memoria de Natividad de Santiago









El Norte de Castilla, 16 de febrero de 2019


El sábado toqué, junto a una serie de excelentes músicos, en el homenaje a nuestra inolvidable Natividad de Santiago, que tuvo lugar en el Teatro Calderón de Valladolid, organizado por Juventudes Musicales.

 Con Jesús Legido

 Con Miguel Ituarte y Claudio Martínez-Menher

 Con Josep Colom

El Norte de Castilla, 19 de febrero de 2019

sábado, 9 de febrero de 2019

Noches de piedras y lunas



El martes participé en la presentación de la última obra de Ángel Marcos, Noches de piedras y lunas, rodeada de un generoso afecto que llenó el Teatro Zorrilla de Valladolid. Primero, con un breve recital de piano y, después, intercalando música y poemas con Antonio Gamoneda, Antonio Carvajal, Fermín Herrero, Antonio Piedra y Carlos Aganzo.

Con Antonio Gamoneda y Antonio Carvajal



 Con Jesús Julio Carnero, Antonio Carvajal, Antonio Gamoneda, Ángel Marcos, 
Fermín Herrero, Carlos Aganzo y Antonio Piedra 

El Norte de Castilla, 6 de febrero de 2019

miércoles, 16 de enero de 2019

En memoria de Katy

La primera palabra que mi hijo pronunció no fue mamá o papá. La primera palabra fue Katy. Es una anécdota que permite imaginar lo que la hermana menor de mi madre significaba para nosotros. El dolor inmenso de su muerte. 
Se afirma con frecuencia que los seres humanos nacemos y morimos solos. En buena parte de los casos no es cierto. Nacemos y morimos en el amor de una familia. Katy nació entre los besos y las caricias de sus padres y hermanos y acaba de morir rodeada del amor de esa familia que ha crecido junto a la que ha formado con Juan Luis. 
Todos hablan de su sonrisa. Esa voluntad de ser amable, tan necesaria en un mundo que presume de lo contrario. 
Veo su nombre en una esquela. Llegan las flores y los rezos. Recuerdo a Katy tocando el acordeón en la casa de mi abuela. Recuerdo a Katy bailando con Juan en las noches de junio. Recuerdo a Pablo en la cuna diciendo "CaquiCaqui", mientras ella repetía "le como, eh, le como la vida". Recuerdo las lágrimas de Katy cuando yo tocaba música de mi abuelo. Recuerdo sus manos mientras abrazaba a Jonathan y a Israel. Recuerdo su brazo entre el brazo de mi madre. Recuerdo sus ojos cuando murió mi padre. 
Siempre estará en nuestra vida porque, tal como escribió Francisco Pino, nunca se dice adiós cuando se ama.

jueves, 10 de enero de 2019

Programa de Isabel Guerras en Ávila

Programa de un recital de Isabel Guerras en Ávila, que tuvo lugar el 10 de enero de 1989, hoy hace treinta años. 



Al día siguiente, El Diario de Ávila publicó esta nota:


domingo, 23 de diciembre de 2018

Un diario para Miguel Frechilla


Domingo, 6 de mayo de 2018

Acabo de grabar Rêve pour Miguel, una pieza que te ha dedicado Jesús Legido. Se la pedí para estrenarla en el acto inaugural del Centenario de nuestro conservatorio.
  Pensé mucho en ti ese día, igual que pienso ahora, con la imagen de la cámara y los micrófonos aún reciente. 


Miércoles, 9 de mayo de 2018

En septiembre hará diecisiete años que no estás y, de nuevo, he creído verte en la calle Duque de la Victoria: un hombre con periódicos bajo el brazo, cerca del antiguo edificio de El Norte de Castilla. Allí donde me presentaste a Miguel Delibes, con esa pasión tuya, que te hacía fuerte en algunas ocasiones y tan vulnerable en otras. Delibes hablaba con una precisión deslumbrante y, desde ese día, en cada nuevo encuentro, fue extraordinariamente amable conmigo. 
  Mientras anoto estas palabras, escucho el timbre de su voz y siento tu mano sobre mi hombro. 


Martes, 15 de mayo de 2018

Salgo del conservatorio a esa hora en la que el día, más que terminar, se aleja. Hay, en el vestíbulo, niños y jóvenes, madres y padres esperándolos. Qué ligera es esta luz que sólo acaricia, que espera sin ansia el silencio y la noche.


Miércoles, 16 de mayo de 2018

En una entrevista con Fernando Altés, datas el comienzo de la música en tu vida: “Tendría poco más de tres años. Oí algo que me impresionó. Eso fue todo”.


Viernes, 18 de mayo de 2018

Cuando murió mi padre vinieron cientos de personas a ofrecernos su afecto y su consuelo. En el funeral recordé una de las ideas esenciales de Tierras de penumbra: “El dolor de ahora es parte de la felicidad de entonces”.  Ese día, el 28 de marzo de 2005, nació un silencio nuevo. Y sigue aquí. Ya para siempre. Conmigo.


Domingo, 20 de mayo de 2018

En su artículo de El País Semanal, escribe hoy Javier Marías que “la memoria es sólo a medias gobernable, y cualquier detalle convoca recuerdos desterrados hacía décadas”. Al estar dirigido a ti, este diario provoca un reflejo tuyo en todo aquello que miro. Y qué hermosa sorpresa es encontrarte a cada paso. 


Martes, 22 mayo de 2018

He hablado de ti a un grupo de alumnos, y he intentado explicarles esa frase que te gustaba repetir y sintetiza muy bien tu actitud como pianista: “La interpretación no admite arbitrariedades”. 


Viernes, 25 de mayo de 2018

Al revisar unas carpetas, compruebo que el 9 de noviembre de 1989, cuando caía el Muro de Berlín, mi padre y yo estábamos en la Real Academia de Bellas Artes para escuchar una conferencia tuya: “Rubinstein: pianista del siglo”. 


Martes, 29 de mayo de 2018

Caen unas gotas de tristeza sobre la memoria tan dulce que trae la primavera…

Publicado en el libro destinado a conmemorar el 
Centenario del Conservatorio de Valladolid

viernes, 21 de diciembre de 2018

La armonía y el tiempo. En memoria de Benigno Prego

Benigno Prego tenía una fotografía en blanco y negro que temblaba en sus manos: era la imagen de dos niños músicos, tomada en una aldea de Galicia. Al principio me fijé en los detalles, en los instrumentos, en la ropa, en cierta tristeza que rodeaba la escena. Pero pronto me di cuenta de que lo importante estaba en los ojos de Benigno, en cómo se reconocía junto a su amigo Rogelio Groba y recorría ciudades y nombres a través de la memoria. Dos veces hizo intención de hablar, pero guardó silencio. Mientras tanto imaginé los territorios que cruzaba: la vida en Gulanes, el esfuerzo de sus estudios en Madrid con Francisco Calés y Cristóbal Halffter o el recuerdo de las enseñanzas de Federico Mompou y Jesús Bal y Gay; el paisaje desde el tren, en los innumerables viajes donde anhelaba la presencia de su esposa, nuestra querida Tinuca, y sus hijos. 
Benigno Prego fue exigente con todos y a nadie exigió tanto como a él mismo. Compuso música para voz y piano, cuarteto de cuerda, quinteto de viento…, pero estoy seguro de que su severa autocrítica nos ha privado de una obra mucho más amplia. 
En el Conservatorio de Valladolid y en la Real Academia de Bellas Artes de la Purísima Concepción hemos perdido a un maestro generoso, a un hombre culto y discreto, a un gran amigo que nunca olvidaremos.

Artículo publicado hoy por El Norte de Castilla 

jueves, 20 de diciembre de 2018

Una fotografía dedicada por José Cubiles a Isabel Guerras

El 20 de mayo de 1955, José Cubiles dedicó esta fotografía a Isabel Guerras, alumna suya en el Real Conservatorio de Madrid. 
Isabel Guerras tocó en la prueba de acceso las 32 variaciones en do menor, de Ludwig van Beethoven, y Evocación, de Isaac Albéniz.