domingo, 30 de marzo de 2008

San Sebastián

Ayer di un concierto en San Sebastián. Estrené Para Pablo de Josep Soler dedicada a mi hijo. El día fue espléndido: había bastantes personas bañándose en la playa. Hoy, por el contrario, ha amanecido con lluvia y un espantoso viento.
Al concierto fueron Manuel Bocos y su novia, Miren Zubeldia con su madre y, para mi sorpresa, una mujer que me preguntó si conocía a su primo: Pedro Aizpurua.
Después, paseo por la ciudad y degustación de pinchos. Mi hermano Álvaro y yo nos quedamos con hambre...

8 comentarios:

Merche Pallarés dijo...

¡Qué preciosa foto de mi Concha querida y la isla de Santa Clara! Espero que tuvieras mucho éxito. Besotes, M.

Roberto Sanz dijo...

Diego: me alegro del concierto, ¿qué tal fue? Mañana voy al conservatorio a las 19:30 aproximadamente, si estás por allí nos vemos.
Besos

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Pues quedarse con hambre allí tiene su mérito... Aunque últimamente es más la fama que la realidad, y a unos precios...

Gracchus Babeuf dijo...

En Sanse, de pinchos y con hambre..

Lo tienes que explicar con más detalle, que nos dejas intrigados.

Jesus Sanz dijo...

Hola Diego! Sigo tu blog desde Moscu. Me alegro por tu nueva pagina web y de que estes tocando tanto. Cuando te animaras a tocar musica espanola en Rusia? Me temo que aqui no podras degustar los pinchos de San Sebastian pero creo que esto te gustaria. Seria un placer el poder escucharte!
Un saludo,
Jesus

Diego Fernández Magdaleno dijo...

Creo que los pinchos eran de la cocina vanguardista... Debimos haber ido a sitios más tradicionales...
Abrazos,
Diego

Diego Fernández Magdaleno dijo...

Bueno, Jesús, a Moscú voy cuando quieras.
Besos,
Diego

Merche Pallarés dijo...

Chicos, cuando vayais a San Sebastian de nuevo teneis que ir a las tabernas populares no a los restaurantes tipo Arzak. Ya vereis qué bien comeis por precios razonables. Besotes, M.