lunes, 8 de octubre de 2007

Ramón Barce... y el coche

Lo primero: el homenaje a Ramón Barce, el concierto que hice con obras suyas mientras él estaba escuchando en la primera fila.


Lo segundo: se estropeó el coche cuando volvíamos mi hermano Álvaro y yo. Nos llevaron a Sevilla en taxi y, desde allí, en un coche de alquiler, hasta Medina de Rioseco. Pronto volveremos a Andalucía para algo mucho más importante que un concierto: mi hermano Pablo va a tener un hijo y nacerá, si todo sigue el guión previsto, en Córdoba.

5 comentarios:

nerea dijo...

Hola!

Espero que fuera bien el concierto... aunque seguro que sí.

Saludos!

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Siento lo del coche y espero que la factura no sea elevada.
¡Y felicidades, tío!

Álvaro Fernández Magdaleno dijo...

Esperemos que no pase lo mismo con el Laguna cuando vayamos a ver a Diego.
Un beso,
Álvaro

Borja Santos Porras dijo...

Enhorabuena por el homenaje a Ramon Barce.
Un abrazo enorme desde Quito,
Borja

Guillermo dijo...

Las introducciones a los tratados de teoría de Schoenberg, Alois Haba y Heinrich Schenker, por Ramón Barce son muy interesantes, al igaul que una sonata para violín que escuché en radio clásica.